Barcelona goleó al Lyon de Francia y clasificó a los cuartos de final de la Champions.