Histórico en la Liga Española: El racismo sacude un Cádiz-Valencia.

  • Cala, central del Cádiz, llamó presuntamente “negro de mierda” a Diakhaby, lo que generó una discusión que acabó con la marcha de los jugadores del Valencia, una decisión sin precedentes en el fútbol español
  • El equipo de Javi Gracia regresó un cuarto de hora después al campo sin el defensa francés, que fue sustituido por Guillamón
  • “Nos dijeron que si no volvíamos perderíamos los tres puntos y alguno más. Diakhaby nos pidió por favor que lo hiciéramos. Estamos a muerte con él”, dice el capitán Gayá
  • “Cala dice que no ha insultado a nadie, tengo que creerle y le creo”, afirma Álvaro Cervera, el técnico del Cádiz, que se llevó la victoria (2-1)

Un hecho sin precedentes se vivió el domingo en el fútbol español. Los jugadores del Valencia se retiraron de la cancha del Ramón de Carranza pasada la media hora de su partido contra el Cádiz tras una discusión entre Mouctar Diakhaby y Juan Cala.

Según algunas informaciones, el defensa del Cádiz supuestamente llamó «negro de mierda» al jugador del Valencia, lo que causó un tremendo terremoto con el racismo nuevamente como protagonista.

Los futbolistas visitantes se marcharon a los vestuarios en el minuto 32 tras una trifulca en el mediocampo. Al defnsor central francés se le vio muy disgustado y afectado en todo momento y sus compañeros intentaron calmarlo. El réferi catalán David Medié Jiménez amonestó al central francés con amarilla y también castigó al defensa sevillano del Cádiz.

Retorno sin el afectado

Diakhaby continuó dando explicaciones al árbitro sobre lo ocurrido, hasta que todos los jugadores del Valencia decidieron irse a los vestuarios, una marcha sin precedentes en la historia de la Liga Española. Un cuarto de hora después volvieron sin su compañero, que fue sustituido por Hugo Guillamón.

El club levantino utilizó sus redes sociales para aclarar que el equipo regresó para «defender el escudo del Valencia», pero condenando el racismo en todas sus formas. La entidad aseguró que fue el propio Diakhaby quien pidió a sus compañeros que regresaran al terreno de juego. En la plantilla amarilla, Cala, autor del primer gol andaluz, fue sustituido tras el descanso por Marcos Mauro, que acabaría dando la victoria al equipo dirigido por Álvaro Cervera (2-1).

«A muerte con él»

«Es un gran profesional, un gran compañero y una persona muy respetuosa», afirmó el autor del tanto del triunfo local. «Cala me ha dicho que no ha insultado a nadie en ningún momento. Tengo que creer a mi jugador y le creo. Me dijo que había habido un lance en el juego, pero nunca insultos», aseguró el técnico Álvaro Cervera.

En el bando valencianista, mientras, Gayá explicó la situación. «Nos dijeron que si no volvíamos nos quitarían los tres puntos y alguno más. Diakhaby nos pidió por favor que jugáramos y por eso lo hicimos. Está hundido. Estamos con él a muerte. Si está así estoy completamente seguro de que los insultos son ciertos», remarcó el lateral internacional.

“Fuerza para ti hermano”

«Conozco bien a Diakhaby. No habría abandonado el campo sin una razón. El racismo no debe estar en el fútbol ni en ningún otro lugar… pronto sabremos las razones. Hasta que sepamos más: fuerza para ti hermano», escribió Mangala, compañero del defensa en el Valencia.

El episodio de Cádiz es el último de una larga serie de incidentes racistas en el fútbol español. Futbolistas como el fallecido Wilfred, Etoo, Roberto Carlos, Marcelo, Alves, Kameni o Iñaki Williams sufrieron una lacra interminable, pero nunca antes abandonó un equipo el terreno de juego, aunque fuera de forma momentánea.

administrator

Artículos Relacionados