Las Águilas derrotaron al Portland Timbers y volaron a semifinales de la Liga de Campeones de Concacaf.

El América de México selló con autoridad su pase a la semifinal de la Liga de Campeones de la Concacaf tras vencer 3 x 1 al Portland Timbers.

Las Águilas habían empatado 1 x 1 en la ida, por lo clasificaron al quedarse con 4 de los 6 puntos de la serie y un global de 4 x 2 en los 180 minutos. Ahora, los aztecas se medirán al Philadelphia Union en búsqueda de un lugar en la gran final que les proporcione el pase al Mundial de Clubes.

Los pupilos de Santiago Solari sufrieron en los primeros minutos. La lluvia que azotó Ciudad de México complicó un poco el trámite, pero fue la visita la que salió con ganas y a buscar un gol tempranero; sin embargo, la imprecisión de los pases en el último tercio no provocó el peligro que querían en la meta de Guillermo Ochoa.

Poco a poco, América contrarrestó el ímpetu del cuadro estadounidense. Federico Viñas y Leo Suárez fueron los que más insistieron al frente. Sus amagues y libertad para jugar complicó a la defensa de Portland.

Fue un centro de Mauro Lainez por la izquierda lo que abrió la puerta para que Federico Viñas cantara el gol. El charrúa remató de cabeza entre dos zagueros y venció a Jeff Attinella, que nada pudo hacer para evitar la caída de su marco.

Para el complemento y con ventaja mínima, América fue al frente. Solari confió en sus pupilos y estos respondieron de buena forma. El atrevimiento de Leo Suárez de encarar repercutió con un penal a favor, polémico, pero que el central validó con el VAR. Fue Viñas quien firmó el doblete pese a que Attinella desvió el impacto.

Tras la polémica de la pena máxima, pareció que el silbante Iván Barton compensó y señaló un penal a favor de Portland después de un supuesto impacto sobre Felipe Mora. Fue Diego Valeri quien cobró para ilusionar a los suyos con la remontada, pues iban por un gol más.

Sin embargo, el mismo Leo Suárez rompió todas sus esperanzas, y con un disparo de media distancia mandó a guardar el esférico en la red para dejar a Portland en el camino y volar con las Águilas hacia las semifinales del torneo de la zona.

El siguiente reto es Philadelphia Union. Si lo superan, habrá final mexicana, pues Cruz Azul y Monterrey esperan en la otra llave.

administrator

Artículos Relacionados