Los Patriotas vencen 13-3 a los Carneros y logra su sexto título de Super Bowl.