• 01/07/2022
  • Last Update 01/07/2022 4:18 pm
  • Costa Rica

¡Qué viva el fútbol y el espectáculo!

¡Qué viva el fútbol y el espectáculo!

2

Ni la lluvia, ni el terreno de juego, ni el cuestionado arbitraje limitaron que Saprissa y Alajuelense jugaran un gran partido. Dichosamente casi 30 mil aficionados lo pudieron disfrutar en la joya de la sabana.

A pesar de las condiciones del tiempo, los fanáticos especialmente los morados, calentaron el Clásico antes y durante todo el juego, soportando con estoicismo una incesante lluvia para respaldar a su plantel.

Los manudos mandaron claramente en la primera parte y crearon no menos de tres opciones de gol, el poste, Aaron Cruz y la mala dirección en el remate impidieron que el marcador se moviera.

Luego de la anotación de Johan Venegas parecía que los manudos rompían el “hechizo” de nueve juegos sin ganar un Clásico y daban la sensación que podían lastimar a su eterno enemigo, pero de nuevo vino la distracción y Saprissa lo volvió a hacer. Empate que deja todo para que se resuelva mañana.

El espectáculo no decayó con todo y los imponderables del tiempo y todavía en el cierre ambos intentaron el gol del triunfo. Las semifinales nos dieron muy buenos juegos. Cartaginés y Herediano nos llenaron la retina con un juego de muchas emociones y total entrega de los actores.

No cabe duda que los brumosos jugaron el mejor primer tiempo de la temporada y le pasaron por encima a los florenses, les quitaron el balón y los amenazaron reiteradamente; sin embargo, el “Team”, pudo recomponer estrategias y mandar con claridad en el segundo tiempo.

Es claro que el torneo de Liga no tiene dueño, y que entre martes y miércoles conoceremos los finalistas. En fútbol no se pueda dar nada por definido, hasta que las matemáticas indiquen lo contrario. Eso sí, el clásico interprovincial y el súper clásico nos mostrarán el devenir del torneo.

Si bien el Cartaginés llega con la ventaja, tendrán que pelear a muerte con el campeón nacional. Por su parte llegó el momento para que Alajuelense y Saprissa den ese golpe de autoridad.

Los rojinegros mantienen intactas sus posibilidades siempre y cuando siga mostrando la misma verticalidad y profundidad de su juego, solo que el rival se llama Deportivo Saprissa.

Por su parte, la fe, la ilusión y el buen equipo brumoso esta prendida ante un rival que busca el bicampeonato. Siéntense y disfruten del mayor espectáculo del mundo, el fútbol.

Leonel Jiménez Rojas, periodista.

Related Articles