Real Madrid va por Christian Eriksen.

El Real Madrid tiene previsto negociar la incorporación del jugador danés, Christian Eriksen, en el próximo mes de enero.

El centrocampista del Tottenham vuelve a figurar en la agenda madridista y en esta ocasión los dirigentes no tienen intención alguna de dejar pasar la oportunidad que el mercado ofrece y que en verano dieron la espalda ante la firme decisión de Zinedine Zidane de querer incorporar a Paul Pogba por encima de cualquier otra opción.

Manchester United no aceptó negociar a Pogba, pese al deseo del jugador de fichar por el club blanco. Pogba sigue esperando, pero la opción se va diluyendo con el paso del tiempo.

El Tottenham ha hecho un nuevo y último intento de querer renovar el contrato de Eriksen, pero el internacional danés tiene claro que sus días en la Premier League terminarán el próximo 30 de junio.

Los dirigentes del club blanco se están moviendo con absoluta cautela en este asunto. No quieren traspasar la línea de lo ilegal, y esperarán hasta el 1 de enero antes de cerrar un posible acuerdo con el jugador. No descartan que antes de que llegue ese momento presentar una oferta al Tottenham para conseguir la libertad del centrocampista, que el mismo día que se inicia el año 2020 tendrá libertad absoluta para firmar por el equipo que desee.

Técnicos y dirigentes del Real Madrid han llegado a la conclusión de que hace falta reforzar al equipo dentro de lo que pueda ofrecer el mercado de invierno, algo poco habitual en el equipo madridista. Estiman que falta energía, velocidad y potencia en el centro del campo y si bien el jugador del equipo inglés no responde al ciento por ciento a esas características, sí que con su técnica, toque y precisión puede lograr que el once blanco recupere parte de esa alegría perdida en los últimos meses.

De hecho, no se descarta que pueda llegar algún jugador más, siempre y cuando salgan alguno de los hombres del actual plantel blanco, circunstancia imprescindible para que haya movimientos en el actual grupo.

Las circunstancias no son las mismas respecto al verano y los dirigentes blancos tienen claro que la opción Eriksen no la pueden dejar escapar. Zidane no se mostró partidario de su llegada, pero en la zona noble de Santiago Bernabéu ven la opción del todavía jugador del Tottenham como una operación que deben ejecutar, respetando los tiempos que marca la ley.

administrator

Artículos Relacionados

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.