Tristeza y éxtasis una vez disputada la jornada 22 del Clausura.